Día 14: Desfiladero de Haast y llegada a Wanaka!

Publicado: 16 de julio de 2012 en Uncategorized
Etiquetas:, , ,

288 km de carretera serpenteante separan el Glaciar de Franz Joseph y Wanaka.

Tengo que admitir que esta parte del viaje no la apreciamos como se merecía, ese día nos cayó una tormenta de las buenas, y solo pudimos salir del coche unos segundo para hacer algunas fotos y acabamos empapados. Una lástima porque esta ruta está marcada en todas las guías como muy recomendable y en otras está entre las 100 cosas preferidas por los kiwis… El desfiladero de Haast separa la Costa Oeste de la región de Wanaka.

El desfiladero es espectacular, un bosque pluvial muy frondoso que transcurre desde el pueblo costero de Haast, pasa por 2 grandes lagos de la región de Wanaka y finaliza en el propio pueblo de Wanaka.

La región de Haast es un destacado refugio natural donde habitan un gran número de aves. Lagos gigantes, bosques rojos de rimu, ciénagas, dunas, colonias de focas y pingüinos, a ves e impresionantes playas la acreditan como Patrimonio Mundial del Suroeste de NZ. Los aficionados a las aves aquí tienen parada obligatoria: halcones, kakas, kiwis, kererus, campaneras y lechuzas.

El desfiladero de Haast transcurre siguiendo el curso del río Haast, sube hasta el desfiladero y el Mt Aspiring National Park (nuestro destino del día siguiente).

La carretera debe el nombre al geólogo Julius Haast y fue inaugurada en 1965. Antes, esta ruta se recorría a pie por los buscadores de jade, que lo transportaban desde la Costa Oeste hasta la región de Otago. Desde la carretera se pueden ver impresionantes cascadas y se observa la salida de numerosas rutas de senderismo, lástima no haber contado con un mes más de vacaciones para poder hacer alguna de ellas…

La ruta se nos hizo larga, la visibilidad era penosa y estábamos cansados y algo tristes por no haber podido disfrutar de este enclave como se merecía…

A las 7 y media de la tarde llegábamos a Wanaka, donde nos “alojamos” en un camping del DOC: por $5 (creo, ahora no me acuerdo muy bien) teníamos derecho a dormir dentro del coche y a usar los baños, ni duchas ni agua caliente en el único lavabo que había a la intemperie, nos lavamos los dientes pensando que se nos iban a congelar! 😦

Lo que más nos impresionó cuando llegamos fue el frío tan exagerado que hacía… nos preocupamos mucho pensando que si el clima de los siguientes días iba a ser así lo íbamos a pasar un poco mal… cenamos algo rápido y nos metimos corriendo vestidos dentro de nuestros sacos de pumas (de -9 grados) y aún nos tapamos con un edredón, lo dicho, mucho frío, pero por lo menos había parado de llover.

Pasamos el rato viendo una película en el portátil y riéndonos de nuestros vecinos, que vivían en un autobús viejo de ventanas rotas, al más puro estilo de Into de Wild, solo les faltaba a Eddie Vedder de BSO 🙂

Nos fuimos a dormir muy pronto, el día siguiente en Wanaka prometía ser inolvidable, pero eso ya es otro post.

Anuncios

¿Cómo te quedas?

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s